Las tecnologías limpias ya existen y son abordables para tu empresa

En Chile y en el mundo, cada vez más personas y empresas están tomando conciencia sobre la importancia del cuidado del medio ambiente, el uso responsable de los recursos y la incorporación de buenas prácticas de producción limpia en sus actividades.

En este sentido, las empresas están incorporando nuevas tecnologías alternativas y limpias que son amigables con el medio ambiente, eficientes en el uso de la energía y tienen un impacto positivo y duradero.

Es por eso que queremos compartir esta información que te ayudará a identificar tecnologías incorporables a largo, mediano y corto plazo para que tu empresa sea más amigable con el medio ambiente.

Primero, necesitas saber que las tecnologías limpias son aquellas que al ser aplicadas no producen ningún efecto secundario o transformación sobre equilibrio ambiental o sobre los sistemas naturales a los que se integran.

El uso de tecnologías limpias se sustenta básicamente en tres pilares fundamentales:

  1. Reducción de la contaminación en la industria tradicional (destino de los desechos industriales)
  2. Renovación tecnológico-ambiental en los procesos (optimización de los circuitos de producción)
  3. Globalización industrial en el marco del desarrollo sostenible (generalización mundial de esta cultura tecnológica).

Algunos ejemplos de tecnologías limpias son:

  • Equipos de bajo consumo energético.
  • Equipos de bajas emisiones contaminantes, respecto a otros de igual función.
  • Lámparas de bajo consumo, con contenido bajo o nulo de mercurio.
  • Procesadores de computador sin estaño.
  • Purificadores del agua.
  • El manejo de los desechos sólidos.
  • Refrigerantes que no tienen CFC (clorofluorocarbonos, muy nocivos para el medio ambiente).
  • Aprovechamiento de los cursos de agua por medio de la extracción de canales apacibles y otras vías de flujo administrado.
  • Aislación, que ayuda a regular la temperatura y ahorrar energía.
  • Utilización de fuentes de energía renovables.
  • Granjas verticales, con cultivos en forma de rascacielos.
  • Gasolina sin plomo.
  • Compresores libres de aceite.
  • Todas las actividades que involucran el reciclaje.
  • Calderas que ocupan gas natural o metano, en vez de diésel.
  • Entre otros.

Creemos que para todos los sectores del ámbito productivo es posible identificar tecnologías limpias específicas. que permitan a tu empresa hacer de su actividad una más limpia y sustentable.

En Asgreen podemos ayudarte no solo a identificarlas, sino también a diseñar de un plan de inversión para que esa y otras medidas ambientales se conviertan en un aporte para mejorar la competitividad.

Si deseas más información sobre esto ¡no dudes en comunicarte con nosotros!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *